Belleza

La rosácea, tratamientos para mejorar el enrojecimiento crónico de la piel

La rosácea, enrojecimiento crónico de la piel

Aunque la piel sea muy protegida con diferentes tipos de cuidados, en ocasiones la genética puede jugar un papel importante a la hora de transmitir enfermedades que no son sencillas de tratar y de las que se puede perder el control. Hablamos en este caso de la rosácea, un mal crónico que provoca daños en la piel y que, aunque no es una enfermedad grave, puede provocar problemas de inseguridad en la persona que la padece. Casi el 10% de la población sufre este problema, lo que explica que la rosácea es algo más habitual de lo que se piensa.

La rosácea enrojece la piel de la cara y sus causas son muy variadas, entre ellas: trastornos emocionales, genes o estrés. Pero no solamente aparece el color rojizo en la piel, la rosácea también puede presentarse como pústulas, quemazón, picazón, ardor o acné. Son muchas las personas que sufren esta dolencia y que sufren periodos depresivos o de baja autoestima, con consecuencias como la pérdida de calidad de vida.

Tratamientos para mejorar la rosácea

Existen muchos cuidados de belleza para mantener una piel cuidada y sana, al mismo tiempo que también existen consejos para que la piel con rosácea sea tratada. La verdad es que no existe una cura contra esta enfermedad, pero si existen tratamientos que pueden reducir los efectos de la rosácea y conseguir lucir una piel más sana controlando los brotes nuevos.

Quizá te interese leer:  Agua micelar ¿qué es, para que sirve y cómo se aplica?

Tratamiento de la piel rosácea

Seguir una buena alimentación

La alimentación es esencial en el momento de aparecer la rosácea, por lo que se debe prestar atención a los alimentos que se ingirieren. Así mismo, sustancia como el alcohol o la cafeína deben ser moderadas en cantidades, al igual que las comidas picantes, el chocolate, o los embutidos con mucha grasa.

Incidiendo en el alcohol, esta es una de las sustancias que más resecan la piel, por eso no debe tomarse cuando se usan cosméticos, cremas u otros productos irritantes.

Protegerse del sol

Lo primero que se debe hacer cuando se sufre rosácea es protegerse del sol. Lo mejor es lograr este objetivo con un protector solar que tenga como mínimo 30SPF. Pero también es adecuado no estar en espacios cerrados, cálidos o húmedos, como puede ser los spas o las piscinas cubiertas.

Láser y Luz Pulsada Intensa

Estos tratamientos dan buenos resultados en pocas aplicaciones, usualmente de 2 a 6 en función del tipo de piel y de la gravedad de la rosácea.

La rosácea, tratamientos para mejorar el enrojecimiento crónico de la piel
4.5 (90%) 2 votos

Ver comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Populares

Ir arriba